La noticia de que un joven de 16 años, había hackeado una numerosa cantidad de información de Apple, ha provocado desconfianza en la empresa, por este motivo, la compañía emitió un comunicado en el que aclaró que la información de sus clientes no había sido comprometida.

Un joven de 16 años de Melbourne, Australia, fue acusado hoy de hackear los servidores de Apple y extraer un total de 90 GB de información de los usuarios. El hacker dijo ser un fanático que “soñaba” con trabajar para la compañía Apple fundada por Steve Jobs  y confesó ser culpable de hackearlos.

El adolescente se declaró culpable de los hechos y afirmó que almacenó la información sustraída en una carpeta llamada “hack hackear hacky”. De acuerdo a los detalles que sí se dieron a conocer, este joven desarrolló varios accesos que le permitieron ingresar a uno de los servidores de Apple, pero no se detalla qué parte en concreto de la infraestructura fue violada.

Este acceso se habría llevado a cabo durante todo un año y no sólo habría descargado “archivos seguros”, sino también “llaves de autorización” que permiten conocer las credenciales para los inicios de sesión de algunos usuarios.

Cuando el joven fue detenido se le incautaron dos computadoras portátiles de Apple, en la que descubrieron que el acusado había obtenido “claves autorizadas” para acceder a los sistemas de la compañía. Por el momento, la empresa emprendió acciones legales en contra del joven, quien tiene que lidiar con cargos criminales, pero no será hasta el próximo mes de setiembre cuando finalmente se de a conocer la sentencia.

Además de los 90GB de datos, aún se desconoce a qué tipo de cuentas o información tuvo acceso el joven australiano, o si la violación alcanzó a usuarios en todo el mundo.

Apple no tardó en dar respuestas a una gran cantidad de usuarios inquietos e inseguros, “queremos asegurar a nuestros consumidores que en ningún punto de este incidente se ha comprometido algún dato personal de ellos”, dijo un portavoz a la agencia.

No es la primera vez

Ya en 2015 la compañía de la manzanita había sido atacada por los hackers quienes robaron cerca de 225.000 cuentas de Apple de usuarios de iPhone y fue  llamado al ataque “el más grande robo de cuentas de Apple causado por malware”. En esta ocasiona, los hackers le permitieron a otros usuarios comprar aplicaciones de iTunes ‘gratis’ usando las cuentas de las víctimas y cerca de 20.000 personas descargaron el software con los datos de los 225.000 usuarios de iPhone afectados.

Sin ir más lejos, cabe recordar un episodio vivido por la Apple hace poco más de un año, cuando un grupo de hackers autodenominado “Turkish Crime Family” extorsionó a Apple a cambio de no publicar información relacionada con más de 300 millones de cuentas de iCloud. Los hackers le pidieron a Apple 75.000 dólares en Bitcoin u otra criptomoneda o 100.000 dólares en tarjetas de regalo para iTunes.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.