La gran compañía de cafeterías Starbucks hace poco llegó a Uruguay y generó gran impacto en el público. La empresa que aparenta tener todo bajo en control, en realidad también se enfrenta a crisis. Recientemente pasó por una campaña publicitaria falsa que circuló por redes sociales y la dejó en ridículo. 

La cadena de cafeterías altamente reconocida en el mundo y que es furor ahora en nuestro país, en otros lugares del mundo forma parte de la vida cotidiana. Pasar por la tienda a levantar un café antes del trabajo solo es un ejemplo. La gran cantidad de personas que ingresan a las tiendas y circulan por allí, hacen que la cafetería sea el escenario de muchas situaciones y no todas ellas son agradables. 

Hace no mucho tiempo una pareja de personas afrodescendientes fue detenida por la policía luego de que un empleado los denunciara por no consumir nada del local en Estados Unidos. Una actitud un tanto cuestionable de parte de Starbucks. Lo cierto es que a lo largo del mundo, en varios de los locales de la compañía se han dado situaciones como esta en la que los consumidores resultan como víctimas.

 

Por expulsar a la pareja mencionada la compañía fue tendencia en las redes sociales donde comenzaron a circular mensajes que llamaban hacia la protesta. El acontecimiento llegó incluso hasta la política cuando el alcalde del lugar intervino en los comentarios de la red y anunció que se iniciaría una investigación en contra de la cadena. 

Tras este acontecimiento las redes sociales no solo estallaron en criticas y comentarios, sino que también comenzaron a circular anuncios falsos en los que la empresa ofrecía cupones de descuento a los afroamericanos para que consumieran bebidas simplemente por su perfil racial.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.