La nueva estafa en línea que circula por las distintas redes de comunicación, entre ellas y principalmente, el correo electrónico se esconde tras un teléfono Samsung. En la siguiente nota te contamos los detalles.

Los afectados reciben un mensaje que indica que han sido ganadores de un teléfono Samsung, para poder recibirlo solo deben pagar la módica suma de un euro. En realidad, al realizar esta acción se está cayendo ante una estafa que toma los datos personales de los cibernautas para acceder a sus tarjetas de crédito.

Si bien a simple vista el mensaje parece un engaño fácilmente detectable lo cierto es que está muy bien encubierto. El remite es de un centro de logística y la forma del mensaje es creíble. Por este motivo la Oficina de Seguridad del Internauta han comunicado que se trata de una campaña de fraude.

El proceso es muy sencillo, se les envía un link a los afectados donde deben completar casillas con sus datos y por último para confirmar que recibirán el premio deben pagar un euro.

En ese momento emerge una venta para que ingresen los datos de la tarjeta de crédito, una vez terminado el proceso la ventana se recarga y surge una alerta: el pago es rechazado o no se ha podido completar.

El enlace no tiene ningún tipo de vínculo con la empresa de tecnología. Uno de los indicadores para detectar este tipo de estafas es la longitud del enlace y la solicitud de la tarjeta de crédito.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.