Bitcoin y Uber se han llevado la atención de los medios recientemente, pues parece que no son muy bienvenidos en ciertas potencias del mundo.

the-rise-and-rise-of-bitcoin-54b8c08957db0

Distintos gobiernos y grandes bancos están apoyándose en una campaña para eliminar el uso de la aplicación Uber y del método de pago con Bitcoins. Los últimos países que se unieron fueron Londres, prohibiendo Uber, y Rusia, al limitar el uso de Bitcoins.

Estas decisiones no son al azar, los gobiernos tienen razones para realizar estas acciones.

Uno de los temas más hablados es el uso de Bitcoins. Las mismas son una alternativa a los recursos que el estado ofrece, lo cual desemboca en un efecto colateral negativo en los bancos nacionales. También significa pérdida de control del gobierno y de la economía.

Uber es una de las empresas de transporte más popular en el mundo, pero eso no impidió que lugares como Londres lo prohíban. Esto se debe a que es una alternativa al taxi, calula el tiempo de viaje y el precio a pagar. Pero es una empresa privada y está tomando poder por encima de los transportes estatales, por lo cual tampoco lo quieren circulando.

Básicamente, los gobiernos estarían perdiendo control por sobre su economía y para recuperarlo prefieren prohibir este tipo de uso digital.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.