NIO es una empresa china de autos eléctricos, que nació en  Shanghái, pero con los años ha ganado presencia en los grandes hubs tecnológicos mundiales.

«El futuro está en los vehículos inteligentes, eléctricos y autónomos. Y nuestro objetivo es liderar el camino. La industria automotriz está en la cúspide de un cambio profundo». Esas son las palabras que eligió NIO, la start-up global a la que muchos llaman «el rival chino de Tesla», para presentarse en su sitio web.

Pero no solo es el rival de Tesla por la producción de vehículos eléctricos, sino porque además, su dueño es llamado el «Elon Musk de china». William Li fundó NIO y en febrero de 2019, Forbes estimó su fortuna en $1.400 millones de dólares.

La compañía de Li fabrica autos eléctricos de lujo y  uno de sus modelos más populares son el ES8 y el EP9, que cuestan la mitad que un Tesla Model X.

NIO todavía está lejos de ser Tesla y por ahora, se limita al mercado chino. Pero pretende vender sus autos eléctricos en Europa hacia 2020 y una de las claves que ha impulsado a su negocio son las baterías intercambiables es decir, baterías que se cambian en lugar de recargarlas, lo que se vuelve llamativo e innovador para el mercado.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.