El refinado espumante Mumm, que comercializa Pernod Ricard, organizó junto al hotel Cottage Puerto Buceo y la reconocida sommelier de té Mónica Devoto, un exclusivo after tea para despedir el año e invitó a refrescarse con cócteles especialmente diseñados para la ocasión.

FOTO -16

La tarde soleada desde la terraza del hotel junto a la agradable vista que el puerto del Buceo ofrece al caer la noche fue el complemento ideal de la actividad, en la que los invitados pudieron disfrutar de las bebidas, personalizadas de acuerdo a sus preferencias.

Los tragos tuvieron como base el espumante argentino, cuyo singular sabor está dado por una combinación de Chardonnay en un 70% y Pinot Noir en un 30%, variedades de uva de extrema calidad cultivadas en el mendocino Valle de Uco. El vino, en sus variedades Demisec, Extra Brut y Brut Rosé, fue presentado en combinación con los blends de la selección de té Sinfonía, realizada por Devoto, en sus versiones té verde con ananá y frutilla, rooibos caramelo y té negro con frutos rojos.

El abanico de aromas y sabores de los cócteles fue ampliado con frutas frescas, como ananá y cítricos, y hierbas como el romero.

La actividad contó también con una propuesta de bocaditos y la ambientación musical de la DJ Dani Vázquez.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.