La Comisión Nacional de Informática y Libertades (CNIL),autoridad francesa de protección de datos ha sancionado a la tecnológica con 57 millones de dólares por no informar debidamente a los usuarios sobre el uso de sus datos personales.

En el comunicado difundido por el organismo, se explicó que la sanción se debe a la “falta de transparencia, información insatisfactoria y ausencia de consentimiento válido” sobre la utilización de los datos personales de sus usuarios.

La CNIL, argumentó que Google dificulta la comprensión y la gestión de las preferencias de los usuarios, en particular, lo referente a la publicidad dirigida.

Esta sanción surge en un momento clave, ya que desde el 25 de mayo del pasado año entró a regir el nuevo reglamento europeo de protección de datos (RGPD), el cual, prevé sanciones de hasta 4% del volumen de negocio total anual global por incumplimiento de la obligación de proteger los datos personales de los ciudadanos europeos.

Por su parte, Google se ha reafirmado en su compromiso con la transparencia y, según declara al diario El Mundo, analizará la situación para determinar cuáles serán sus próximos pasos.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.