Carbon Engineering es el nuevo emprendimiento de Bill Gates, cofundador de Microsoft . El ingeniero se ha unido a el físico David Keith y a Norman Murray, conocido empresario de la industria del petróleo, para producir combustible a partir del aire.

Aunque la idea puede sonar del todo descabellada, sí es probable que los empresarios logren generar combustible a partir del aire. El proceso buscará imitar la fotosíntesis de las plantas.

El sistema apartará el dióxido de carbono para sintetizarlo y generar una mezcla que se pueda utilizar como combustible para los vehículos. Este lleva el nombre de mecanización de la fotosíntesis.

Con un mecanismo similar al que se electroliza el agua, la empresa limpiará el dióxido de carbono que se encuentra en la atmósfera. En una segunda instancia, al combinar el dióxido de carbono con el hidrógeno se producirá una reacción termo-catalítica.

Con el procedimiento se buscará crear un gas sintético del cual se desprenderá hidrocarburo. Este permitirá generar diésel y combustible para aviones. No obstante, los científicos establecen que las posibilidades de crear distintos tipos son amplias.

Para Bill Gates el proceso implicará que los costos de los combustibles sean más accesibles debido a la mecanización de la fotosíntesis. Es un paso más en la carrera de generar combustibles y energías renovables.

Carbon Engineering podría significar un avance en la industria del cuidado del medio ambiente y en la responsabilidad empresarial social. Con públicos y usuarios cada vez más preocupados por el cuidado y estado del medio ambiente, la responsabilidad de las empresas, no solo para generar, sino que también para usar energías renovables está en caminos de mejora.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.