De acuerdo con la revista española Forbes, los trabajos evolucionan, los tiempos cambian, y los grandes líderes también. Los CEOs van a tener que afrontar grandes retos para estar a la altura de los tiempos que se avecinan, años de cambios todavía más frenéticos que los que hemos experimentado hasta ahora. Este fue el topic central que se cubrió en el Comité Harvard – IESE, donde se analizó el perfil de los líderes del sector empresarial en los próximos 10 años.

Según Forbes, estos son los 7 grandes retos de los CEOs del futuro:

1) Global, global y cada vez más global

201611413711_2

La cada vez mayor internacionalización de los negocios llevará a tener muy en cuenta factores como la subcontratación, las inversiones en el exterior, la deslocalización, la gestión de múltiples filiales, la fluctuación de los impuestos y los riesgos del cambio de divisas.

2) Priorizar la sensibilidad cultural

Ante el escenario global que se presenta y que ya vivimos, la deslocalización de las empresas y la implantación de filiales en países cuyas culturas nada tienen que ver con la nuestra exige un ejercicio de concienciación, modestia y respeto.

3) Involucración en las políticas gubernamentales, tanto a nivel local como global

201611413711_6

Los CEOs jugarán un papel esencial a la hora de tratar temas como la regulación laboral o la política monetaria, por lo que deberán involucrarse de forma proactiva en estos asuntos.

4) Erigirse como principales garantes de los valores de las organizaciones que representan

Cada vez la sociedad muestra una mayor repulsa hacia ciertos sectores, como la banca, a raíz de los escándalos de los últimos años. La crisis ha corrompido al entorno empresarial, y los altos directivos son los primeros interesados en reparar ese daño a su reputación y mostrar una imagen de compromiso y honestidad.

5) Mantenerse al día en la era digital

Aunque en ningún caso debe desplazar a otros aspectos de la estrategia igualmente esenciales, en los próximos años saber desenvolverse con los últimos avances tecnológicos e informáticos es un requisito ineludible para poder competir globalmente.

6) Invertir en conocimiento y habilidades

201611413711_5

En el contexto de envejecimiento de la población que experimenta la mayoría de países desarrollados, sería un error dejar que los empleados queden obsoletos. Uno de los mayores retos será luchar contra ello, y procurar a los trabajadores los conocimientos y habilidades necesarias, fomentando y premiando la innovación.

7) No perder de vista el medio ambiente

La energía es, probablemente, uno de los mayores retos del futuro. Al tratar con reguladores y gobiernos y tomar sus decisiones, los directivos deberán ver más allá de sus propios intereses y otorgar una importancia capital a aspectos externos tales como el calentamiento global y el cambio climático.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.