A día de hoy, parece que el storytelling es cosa del pasado y lo nuevo se llama storydoing. Al menos eso piensa la siempre disruptiva Coca-Cola. Y es que la multinacional ha lanzado en Israel un invento al que ha llamado “selfie bottle”.

Ya con el nombre podemos suponer el fin de la invención. Mientras los consumidores degustan su refrigerio favorito, podrán tomarse un autorretrato o selfie. Las divertidas fotografías se pueden compartir más adelante en las plataformas sociales Snapchat, Facebook o Instagram.

La agencia israelita Gefen Team está detrás de la innovadora acción, que ha causado furor entre los usuarios de social media. Portavoces de la misma declaran que sirve para fomentar que “los usuarios se etiqueten a sí mismos y a sus amigos en las fotografías de Coca-Cola”.

Además, gracias este aparato, “los fiesteros estarán más presentes y activos durante los eventos, sabiendo que pueden compartir momentos especiales solo por beber”, de acuerdo con la agencia.

Capturar las mejores imágenes disfrutando de una Coca-Cola será sencillo. El nuevo dispositivo cuenta con una cámara integrada en la base de la botella y un sensor interno. Cuando el sensor detecta que la bebida está a más de 70 grados, la cámara dispara automáticamente.

La innovadora acción representa la última creación de la agencia de Tel Aviv para Coca-Cola. La relación entre ambas ha traído algunas de las invenciones más destacadas del storydoing, especialmente enfocadas en las nuevas generaciones, como es el robot social lanzado en verano.

MarketingDirecto

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.