Hace 47 años, Washington Joe Poussin adquirió el automóvil de sus sueños: un Mini Morris Minor Super-Deluxe 850Por ese entonces, las carreras de Morris estaban de moda en el autódromo de El Pinar, lo cual disparó la fama de la marca en nuestro país. “El Mini Morris le ganaba a todos”, afirma Joe, “yo lo veía pasar, y era como algo inalcanzable”. Dos años más tarde, el aceite que utilizaba Joe para lubricar su automóvil comenzó a dar problemas. “Cuando uno doblaba para la izquierda o para la derecha, después de los 2.000 kilómetros, la bomba de aceite se iba a cero”, recuerda Joe. Fue entonces cuando comenzó a utilizar Castrol GTX, marca que lo sigue acompañando hasta el día de hoy. “Prácticamente, Castrol me debe de haber acompañado 45 años”, cuenta Joe.

Junto a Castrol, seguimos al carismático conductor durante un día entero. Te invitamos a conocer su testimonio:

La historia de Joe es similar a la del estadounidense Irv Gordon (poseedor del récord de 3 millones de millas recorridas en un Volvo), fiel usuario de la línea GTX desde hace varias décadas. Al igual que Joe, Gordon ha utilizado GTX continuamente desde el lanzamiento de la marca en 1968.

¿Por qué elegir Castrol GTX? Los sedimentos en el motor pueden obstruir los conductos de aceite vitales, tal como ocurre con el colesterol en las personas. Si este problema no se trata, el motor puede perder potencia y, en definitiva, tener una menor vida útil. La fórmula Castrol GTX limpia los depósitos acumulados y, al mismo tiempo, protege el motor de la formación de nuevos depósitos, con una eficacia superior a los estándares más exigentes de la industria. Conocé más en su página oficial en Uruguay.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.