Facebook y Amazon alcanzan máximos históricos durante la pandemia por el Covid-19

Tanto Amazon, la compañía de comercio electrónico perteneciente a Jeff Bezos, y la red social Facebook, de Mark Zuckeberg, alcanzaron máximos históricos y siguen estando al top de las empresas con más valor en la bolsa de EE.UUU. junto con Apple y Microsoft.

El valor accionario de la red social reportó un crecimiento de 6.4% a 229 dólares por acción. Mientras que por el otro lado, la tienda online presentó una cifra de 1.98% a 2497 dólares.

El máximo de cierre anterior de Facebook fue el 29 de enero del año 2020. A la fecha, la acción ha ganado 11% durante el año y 56% desde el 16 de marzo pasado. El alza que alcanzó la compañía de Zuckeberg surgió un día después del anuncio de Facebook Shops, el servicio de compras online que permite a negocios a mostrar y vender productos a través de la plataforma. Esta nueva función podría «desbloquear» un mercado de 1.3 billones de dólares y al mismo tiempo se podrá convertir en un competidor del gigante Amazon.

Por su parte, Amazon, había reportado su máximo nivel el 30 de abril cuando sus acciones cerraron con el valor de 2,474 dólares. Sus valores aumentaron un 31% en lo que va del año. Este nuevo reporte llega después del lanzamiento de Crucible, el videojuego en línea que lanzó la firma.

Además, la firma de Jeff Bezos anunció que invertiría una suma de 4.000 millones de dólares para aumentar la plantilla y proteger a todos sus colaboradores. Esta situación se debe a numerosas quejas por parte de los empleados y de algunos despidos por haber publicado la falta de equipos de protección contra el coronavirus.

La transacción de pagos digitales, el avance hacia el teletrabajo y la resiliencia empresarial han permitido que estas compañías aumenten su potencial en bolsa. Es por esto que pueden ser las más beneficiadas por el crecimiento de estas tendencias.

La transacción a los pagos digitales continúa ofertando oportunidades. Este segmento es clave en las nuevas estrategias que se presentan a futuro.

El teletrabajo y la infraestructura de la nube confluyen en una temática prometedora en la tecnología financiera. El trabajo en remoto es la nueva normalidad; ha alcanzado un punto de inflexión, es social y profesionalmente aceptable; y los expertos esperan que dure. Todo lo digital necesita de la nube para ofrecer una funcionalidad y unos servicios.

Debido a los próximos desafíos y las nuevas oportunidades que surgirán con la llegada del Covid-19, los grandes tecnológicos tendrán que posicionarse para seguir saliendo favorecidos.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.