unnamed-4

Felipe Sena nació en Montevideo, pero hace poco fue nombrado como uno de los diseñadores “Top” de América Latina, por la revista EmbalagemMarca de Brasil.  Comenzó su trayectoria trabajando en marketing para productos cosméticos, de belleza y perfumes, y pronto fue acumulando experiencias laborales en Estados Unidos, China y Europa,  que no solo han enriquecido su manera de trabajar, sino que lo han posicionado junto a grandes figuras de la industria, como Marc Rosen.

Conversamos con él para saber cómo es abrirse camino en el mundo del beauty.

Mundo Marketing: ¿Qué caracteriza el estilo de tu trabajo?  ¿En qué te insipirás a la hora de diseñar?

Felipe Sena: Creo que el estilo de cada diseñador depende en gran parte de los conceptos que grabamos en nuestra mente. A la hora de diseñar busco impacto, simpleza, claridad en el mensaje y en la comunicación. Cada elemento tiene una razón de ser y me aseguro que el diseño comunique lo que tiene que comunicar. Cómo dice mi colega Marc Rosen: “The package is the silent salesman”.

Me inspira la creatividad de las personas, saber que tengo el poder de crear y de componer me hace sentir inspirado. Además, New York es una fuente de inspiración constante para cualquier diseñador; el hecho de vivir en una ciudad repleta de arte, diseño y diversidad es un privilegio, imposible no sentirse inspirado.

MM: Contanos un poco sobre tu formación académica y tu experiencia laboral. ¿Siempre te enfocaste en el diseño de productos cosméticos?

FS: Mi interés en el diseño empezó cuando era niño ya que mi madre era diseñadora de moda. La palabra diseño siempre estuvo presente, y por eso la creatividad fue algo con lo que creí y practiqué de forma consciente desde muy chico. Estudié Diseño gráfico en Universidad Ort, y Dirección de Arte en El Círculo Uruguayo de la Publicidad. Mi familia materna siempre se ha dedicado a la industria del beauty, y empecé a diseñar para ellos hace 6 años, desarrollando diferentes campañas de perfumería, empezando desde el branding hasta el producto en el punto de venta.

Decidí como estrategia personal dedicarme sólo a la industria del beauty para poder perfeccionarme y conseguir un trabajo internacional. Fue muy duro, y aprendí dándome la cabeza contra la pared, pero fui armando mi portfolio hasta que quedó como lo había imaginado. Mi primer proyecto fue una colaboración para la tercer fragancia de la banda británica One Direction para una empresa española.

unnamed-8

El diseñador junto a Marc Rosen.

Luego de mucho tiempo tratando de dar mi trabajo a conocer, sin mucho éxito, decidí  irme a vivir a Nueva York por tres meses a estudiar inglés (¡no hablaba ni una palabra!), y a buscar clientes para lograr lo que me había propuesto.

Afortunadamente puede contactarme con  Marc Rosen, un diseñador de botellas de perfumes que había trabajado para grandes marcas y celebridades como Fendi, Elizabeth Arden, Karl Lagerfiel, Christina Aguilera y Celine Dion. Para mi sorpresa Marc me contestó al minuto con un mail que decía siemplemente: “Felipe, your work is terrific”. Mi inglés era tan malo que pensé que me había dicho que mi trabajo era horrible, confundí terrific con terrorific. Me enojé, me fui de mi casa para tomar aire y en el camino descubrí que lo que me había dicho era que mi trabajo era genial.

Lo visité en sus oficinas en Midtown, Manhattan y ahí comenzó todo, me ofreció hacer una pasantía con él ya que mi visa no me permitía trabajar, y en esos tres meses di todo mi esfuerzo, demostré que mi trabajo valía y que podía dar mucho más. Marc, quería seguir trabajando conmigo así que apliqué a la visa de artista; proceso muy duro y con gran expectativa. Mi trabajo fue recomendado por el presidente de Clinique, el board del museo: Del Barrio, gente de España, Brasil y Argentina. Hoy trabajo en Estados Unidos y soy Director Creativo en Marc Rosen Associates.

MM: Fuiste el ganador de un silver award en un concurso internacional en Shanghai ¿Cómo fue participar de esa experiencia?

FS: En un año desarrollé la habilidad de diseñar botellas de perfumes. Nunca había imaginado que me iba a dedicar a eso. Uruguay es un mercado muy chico para llegar a diseñar una botella desde cero, ni siquiera estaba en mi mente.

Participé de un concurso internacional llamado CTYPEAWARDS, para creativos de la industria del beauty. El proceso creativo fue muy interesante, la temática para diseñar una botella de perfume era: “China beautiful”. Un par de meses atrás había ido a ver: Shen Yun Performing Arts, la compañía de danza y música clásica china considerada la mejor del mundo. Captura la esencia y la belleza de 5.000 años de cultura. Fue una gran fuente de inspiración para presentar mi botella inspirada en la danza, la expansión, el movimiento y elevación. Usé también rasgos de la arquitectura Oriental.

MM: También asististe como profesor en Pratt. ¿Cómo viviste la oportunidad de dar clases en una de las universidades de diseño más importantes del mundo?

FS: Pratt es el Instituto de diseño más importante de Estados Unidos, reconocido a nivel internacional. Estudiantes de todo el mundo aspiran a desarrollar su formación académica en Pratt. Marc, profesor hace 30 años, me dio la posibilidad de asistirlo en sus clases y me dio un lugar muy protagónico a la hora de participar con los estudiantes. En nuestro curso los estudiantes desarrollan todo el branding de un perfume, comenzando desde la fragancia, el brief y el target, hasta el diseño de botella, estuche secundario, publicidad, display, etc. Desarrollan toda la experiencia al rededor de la fragancia. Es una oportunidad única y me siento muy afortunado de poder compartir mi conocimiento con estudiantes de todo el mundo.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.