Luego de que de a poco las empresas chinas comenzaran a salir de la lista negra de Estados Unidos, una nueva prohibición se acerca de la mano de Joe Biden 

Desde el gobierno de Donald Trump, las empresas chinas enfrentan en el país norteamericano una especie de bloqueo por una cuestión de privacidad.
Si bien desde que Joe Biden es el presidente de Estados Unidos algunas de estas restricciones fueron menos duras, ahora se comienzan a desvelar algunos «secretos» que no se conocían, ya que el actual mandatario estadounidense tiene fuertes políticas de protección de la privacidad.
De esta manera, nuevamente aparecen en el radar aplicaciones que alguna vez integraron «la lista negra de Trump» en la que se les prohibía su libre funcionamiento. Eso que para algunas de estas empresas terminaría con la nueva administración, en las últimas horas ha trascendido la nueva problemática para ellas.

El decreto del presidente de Estados Unidos, Joe Biden destinado a salvaguardar los datos sensibles de los estadounidenses, obligaría a algunas aplicaciones chinas a tomar medidas más estrictas para proteger la información privada si quieren seguir en el mercado estadounidense, según personas familiarizadas con el asunto. El objetivo de ello es evitar que adversarios extranjeros, como China y Rusia, accedan a grandes cantidades de información personal y comercial de propiedad exclusiva.

Apenas hace unos días, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha decidido revocar las decisiones de su predecesor en el cargo, Donald Trump, de prohibir el uso de las redes sociales chinas TikTok y WeChat, una medida que ha enfrentado importantes desafíos legales desde que se emitiera en 2020. Sin embargo, como mencionamos anteriormente, ha emitido una nueva orden que intensifica el escrutinio de las aplicaciones chinas por motivos de seguridad, según ha informado este miércoles la Casa Blanca en un comunicado.

El nuevo decreto ordena al Departamento de Comercio iniciar un análisis “riguroso y basado en evidencias” sobre las aplicaciones que recaban informaciones personales de los usuarios y cuya tecnología tiene lazos con el gigante asiático. El objetivo es determinar si suponen un riesgo para la seguridad nacional de EU.

Una declaración de la Casa Blanca afirmó que en lugar de prohibir estas aplicaciones, la administración ha solicitado «un análisis riguroso basado en la evidencia para abordar los riesgos» de las plataformas de redes sociales de internet controladas por entidades extranjeras.

La orden de Biden pretende identificar cualquier aplicación de software conectada que pueda suponer un riesgo inaceptable para la seguridad nacional de EE.UU. y del pueblo estadounidense.

El Departamento de Comercio de Estados Unidos podrá negociar las condiciones para el uso de ciertas aplicaciones en Estados Unidos o prohibirlas, según personas cercanas al tema. El decreto de Biden del 9 de junio sustituyó a las prohibiciones del presidente Donald Trump en 2020 contra las populares empresas con aplicaciones chinas WeChat, propiedad de Tencent Holdings Co, y TikTok, de ByteDance Ltd.

Los tribunales estadounidenses frenaron esas prohibiciones ya que comparten muchas de las preocupaciones que Trump citó en su orden de prohibición de TikTok, de acuerdo a una persona con conocimiento del tema. En particular, temen que China pueda rastrear a empleados del gobierno de Estados Unidos, crear expedientes de información personal para el chantaje y realizar espionaje corporativo.

Reuters es la primera agencia en informar sobre los detalles de cómo el gobierno de Biden planea implementar el decreto, incluyendo la búsqueda de apoyo de otros países. Los funcionarios estadounidenses han comenzado a hablar con sus aliados sobre la adopción de un enfoque similar, dijo una fuente. La esperanza es que los países asociados se pongan de acuerdo sobre las aplicaciones que deben prohibirse.

La secretaria de Comercio de Estados Unidos, Gina Raimondo, decidirá cuáles son las apps que deben ser objeto de la norma, las que deben cumplir ciertos criterios. Por ejemplo, deben ser propiedad, estar controladas o gestionadas por una persona o entidad que apoye las actividades militares o de inteligencia de un adversario extranjero como China o Rusia.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.