Para poder aumentar los niveles de productividad de cualquier empresa existen una serie de claves que se pueden aplicar. Es muy común que se apliquen soluciones de software para poder automatizar las tareas, gestionar proyectos o fomentar el trabajo colaborativo. Sin embargo, si no cuidas las inversiones y los procesos, estos se tornarán en obsoletos.

1

 

En los Estados Unidos por cada mil millones de dólares invertidos, se desperdician 122 millones de dólares por falta de rendimiento de los proyectos en el sentido de que no logran alcanzar su máximo potencial según el Project Management Institute (PMI). Esto se debe en algunas ocasiones a las limitaciones que ya presentan las herramientas escogidas.

Para poder evitar que esto suceda en tu empresa hay que controlar los flujos de trabajo y la productividad de los mismos. Hay que seguir determinadas pautas y analizar los procesos. Por eso te contamos algunos trucos.

En primer lugar hay que delimitar lo que puede controlarse, es decir hay que determinar cuál o cuáles son esos factores que provocan que la productividad varíe y una vez definidos evaluar cómo actuar sobre ellos para superar posibles obstáculos. Además hay que tener en cuenta que realizar pequeños ajustes en el lugar indicado puede tener un impacto masivo en el resto de la línea.

En segundo lugar es más que importante manejar a los equipos de trabajo de manera remota. Se cree que la mayor flexibilidad y descentralización de las tareas aumentarán en los próximos años, por este motivo es clave manejar las herramientas de control de equipos remota adecuada.

Esto es importante porque la distancia geográfica entre los distintos miembros del equipo dificulta la productividad. Estos problemas se pueden solucionar, en parte con softwares colaborativos para poder establecer conexiones entre los distintos miembros.

Por último, hay que saber procesar la información, poder manejara y entenderla para fomentar a la inteligencia empresarial. Hay que convertir a la información en acción y esto solo será posible si se organizan los datos para evitar manejar informaciones poco fiables y para convertir a los materiales en ideas significativas de acción.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.