Todos hemos escuchado la conocida frase “no dejes para mañana lo que puedes hacer hoy”. Lo cierto es que existen muchas personas que luchan contra el tiempo. Saber organizarse es un hábito que se puede aprender. Nos ayudará a ser más productivos y organizar mejor nuestro día. ¿Cómo hacerlo?

No busques excusas para retrasar tareas que tendrás que hacer igualmente.

Este fenómeno tiene el nombre de procrastinación. En la era de los sobre-estímulos puede ser muy fácil encontrar alternativas para no enfocarnos y hacer lo que realmente tenemos que hacer. Recuerda que siempre es mejor llevar a cabo las tareas que menos te agraden primero para luego concentrarte en aquello que más placer te da.

Sé eficiente y eficaz.

La eficiencia es un valor muy buscado por empresas y proyectos. Es importante conocer en que eres bueno, no todos poseemos las mismas habilidades y eso no está mal. Conocerte a ti mismo te permitirá enfocarte en tus fortalezas y tener el espacio para trabajar tus puntos débiles. Lograr objetivos genera mucha satisfacción.

Planifica y organiza tu tiempo.

La planificación es una gran herramienta para organizar nuestro tiempo. Genera planificaciones diarias, semanales, mensuales o hasta semestrales. En la actualidad existen muchas plataformas digitales o Apps que pueden ayudarte a lograr este cometido. El uso de planillas, colores, post it o cualquier elemento que te ayude será bueno para lograr la planificación deseada. Recuerda que todo cambio lleva su tiempo, no te apures. Tómalo con calma trabajando día a día en tu cometido.

 

 

 

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.