Varias marcas de cerveza han incursionado en nuevas recetas a las que les incorporan cannabis y ahora, Coca Cola también se lanza en la búsqueda de nuevos sabores y experiencias y probablemente, ingrese en el mundo de las bebidas terapéuticas.

Coca-Cola, la compañía más grande del mundo de refrescos, ha admitido que estudia el mercado y está interesado en el cannabidiol (CBD, componente destinado al uso medicinal de la marihuana) para «el desarrollo de bebidas destinadas al bienestar».

El mercado amanece revolucionado por el interés de Coca-Cola de entrar en el negocio para lanzar sus propias bebidas basadas en el CBD un componerte que ayuda a las terapias para el dolor. Por su parte, la empresa esta llevando adelante conversaciones con la compañía canadiense Aurora Cannabis para desarrollar este tipo de productos.

Aurora es el tercer productor de la marihuana de Canadá con casi 7.000 millones de dólares de capitalización. En los últimos doce meses, las acciones de la compañía se han disparado más de un 250%, junto al resto del sector. Canadá va a convertirse en el primer país del G20 en legalizar la marihuana para uso recreativo y el segundo en el mundo, después de Uruguay.

Luego de que se dieron a conocer las intenciones de Coca-Cola en hacer un trato comercial con la empresa, las acciones de Aurora subieron más del 15% durante las primeras operaciones del día de hoy. A través de un vocero, la compañía dijo que tiene la intención de ingresar al sector de bebidas, Aurora ha expresado interés específico en el espacio de bebidas infundidas, y tenemos la intención de ingresar a ese mercado”, dijo.

No solo las acciones de esta empresa se han incrementado, otras compañías del sector también están disparadas. Las estadounidenses como Tilray suben casi un 7% después de repuntar un 40% la semana pasada, y Cronos sube un 3%. Otra canadiense como Canopy se anota también un 3%.

El motivo es el interés de Coca-Cola de entrar en el negocio para desarrollar su propia bebida. «Estamos observando de cerca el crecimiento del CBD no psicoactivo como ingrediente de las bebidas funcionales para el bienestar», ha admitido el portavoz de Coca-Cola, Kent Landers, en un comunicado.

La empresa de bebidas azucaradas sería una más en el nuevo mundo de las bebidas cannábicas.  Constellation Brands, el fabricante de cerveza Corona, Svedka vodka y Casa Noble tequila, anunció el mes pasado que está invirtiendo 4.000 millones de dólares adicionales en la compañía canadiense de cannabis Canopy Growth (CGC).

Y Lagunitas, una etiqueta de cerveza artesanal del gigante cervecero Heineken, ya tiene una bebida infundida con THC, el ingrediente activo de la marihuana, que sí produce un efecto intenso y se puede comprar en dispensarios de marihuana en California.

Tanto Coca-Cola como Pepsico han estado tratando de expandir sus negocios más allá de los refrescos tradicionales ya que, las personas beben menos refrescos debido a problemas de salud.

Sin ir más lejos, la semana pasada, Coca-Cola anunció un acuerdo para comprar Costa Coffee por 5.000 millones de dólares y ahora intenta colarse en el mundo de las bebidas con componentes no psicoactivos de la marihuana.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.