Alineada a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Organización de las Naciones Unidas (ODS), uno de los pilares de la Estrategia de Sostenibilidad de Coca-Cola FEMSA es integrar energía renovable en sus operaciones para reducir emisiones de carbono, teniendo como objetivos para 2020 abastecer 85% de la energía que utiliza en sus plantas de embotellado en México con fuentes limpias y reducir 20% de la huella de carbono de su cadena de valor, en relación con 2010.

En línea con estas metas, al cierre de 2018 Coca-Cola FEMSA cubrió el 50% de los requerimientos de energía eléctrica de sus plantas de manufactura a través de fuentes limpias, al generar alianzas con importantes empresas de energía en México, Brasil, Colombia, Argentina y Panamá.

Adicionalmente, incrementó su eficiencia energética 33% de 2010 a 2018; y desde 2014, ha logrado una reducción de 40% de las emisiones de CO2e en sus plantas de manufactura. Solo en 2018 su consumo energético fue 10% menor respecto al 2017, dando como resultado ahorros totales por $5.62 millones de dólares.

Adicionalmente, Coca-Cola FEMSA ha invertido en el desarrollo de sus empaques de PET, haciéndolos más ligeros, ahorrando desde 2011 más de 22 mil toneladas de resina PET e integrando hasta un 21% de resina reciclada PET en promedio; ha fomentado el uso eficiente y sostenible de los recursos utilizados por sus proveedores; y ha renovado e integrado tecnologías más eficientes para reducir el consumo de combustible y emisiones de gases de su flotilla de distribución.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.