Trabajar en equipo es fundamental para el logro de objetivos. Conocer de qué manera optimizar la labor de mi rol, nos lleva a concretar objetivos. Hoy conocemos aptitudes necesarias para trabajar en equipo.

La principal diferencia entre trabajar en equipo y trabajar solo, es que, además de entender tú qué quieres hacer, también lo tienen que entender los demás en la misma medida en que tú necesitas comprender qué pretenden hacer el resto de tus compañeros antes de comenzar a trabajar en el proyecto. Para esto es importante saber comunicar ideas. Hacerse entender es fundamental para que los demás puedan saber que es lo que necesito y viceversa.

Elegir el significante adecuado para cada significante es un reto que nos lleva a una clara comunicación. Al trabajar en equipo, tanto los tiempos como las decisiones son cuestiones del conjunto, por lo que todos deben adaptarse a las necesidades de todos o a la opción elegida por la mayoría. Tener una actitud flexible es bueno para trabajar en equipo pues se entiende la necesidad de cada uno y desde ahí, se encuentra un mejor lugar para ambas partes.

Esta flexibilidad se aplica también a los comentarios. Es importante ser móviles en cuanto a la opinión de los demás hacia mi trabajo. El grupo es plausible de opinión y no debemos tomarla personal.

Es posible que la empatía sea una de las aptitudes más necesarias en la vida, aunque no es tan común como debería. Si hablamos de trabajar en grupo, ser capaz de ponerte en la piel del compañero, intentar comprender su punto de vista y sus decisiones, te hará mucho más fácil el trabajo en equipo.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.